Potencia inferior a 100 W: es preferible en espacios pequeños, menos de 20m² para una correcta potencia sonora, que ofrece un sonido de calidad. Potencia entre 100 y 300 W: para una habitación entre 20 y 40 m². Potencia superior a 300 W: más allá de esta medida, se puede disfrutar de barras de sonido que ofrecen una espacialización sonora de 360° en espacios entre 40 y 80m². También puedes aprovecharlo para animar una pequeña velada con amigos (15-20 personas como máximo).